UA-63900528-1
La versión de su navegador no está debidamente actualizada. Le recomendamos actualizarla a la versión más reciente.

Bienvenido!

EL EXTINTOR DE INCENDIOS

Los extintores de incendio se pueden utilizar para extinguir incendios menores. Sin embargo, un extintor puede ser sólo tan efectivo como la persona que lo utiliza. Por eso el adiestramiento es tan importante. Cuando surge un incendio, una persona que no sabe de extintores puede tener miedo de utilizarlo. Otra persona no adiestrada puede tardar varios minutos en leer las instrucciones de cómo utilizarlo mientras el incendio se extiende. Aún las personas que han utilizado extintores desconocen el modo más efectivo de utilizarlos si no han recibido adiestramiento.

DESCRIPCIÓN Y USOS

Es un recipiente que contiene en su interior el agente extintor con el que se pretende extinguir el fuego. El agente extintor puede impulsarse por sí mismo (extintores de CO2) ó mediante la acción de un “gas impulsor” que generalmente es nitrógeno aunque también puede emplearse aire comprimido. El gas impulsor debe generar en el interior del extintor la presión necesaria para proyectar el agente extintor.

En función de dónde esté almacenado el gas impulsor existen 2 tipos de extintores: extintores de presión permanente (presión incorporada) y extintores de presión auxiliar.

En los extintores de presión permanente el gas impulsor está en contacto permanente con el agente extintor. Este tipo de extintores deben conservar en su interior una determinada presión de forma permanente, que puede controlarse por medio de un “manómetro comprobador de presión” situado en el exterior del extintor.

En los extintores de presión auxiliar el gas impulsor está almacenado en un botellín que puede estar ubicado en el interior del extintor ó en el exterior del extintor adosado al mismo.

 

CLASIFICACIÓN DEL EXTINTOR SEGÚN SU CONTENIDO

Agua: es el agente extintor más antiguo. Apaga por enfriamiento, absorbiendo calor del fuego para evaporarse. La cantidad de calor que absorbe es muy grande. Es más eficaz si se emplea pulverizada ya que se evapora más rápidamente por lo que absorbe más calor. Es muy eficaz para apagar fuegos sólidos, CLASE A.

Espuma: Es una emulsión de un producto espumógeno en agua. Apaga por sofocación, al aislar el combustible del ambiente que lo rodea, ejerciendo también una cierta acción refrigerante debido al agua que contiene. Se utiliza en fuegos sólidos y líquidos, CLASE A y B.

Anhídrido carbónico - CO2: Es un gas que se almacena en estado líquido a presión elevada. Al descargarse se solidifica parcialmente en forma de copos blancos, por lo que a los extintores que lo contienen se les llama de "Nieve Carbónica". Apaga principalmente por sofocación desplazando el oxígeno del aire y produce un cierto enfriamiento. Puede producir ASFIXIA. Se emplea para apagar fuegos sólidos y líquidos, CLASE A y B.

Polvos químicos secos:Son polvos de sales químicas de diferente composición. Se descomponen por el calor, combinándose con los productos de descomposición del combustible, paralizando la reacción en cadena. Puede ser de dos clases:

  • Normal: Sales de sodio o potasio combinadas con otros compuestos para darles fluidez y estabilidad. Son apropiados para fuegos líquidos y gases, CLASES B y C.
  • Polivalentes: Tienen como base fosfatos de amonio, con aditivos similares a los de los anteriores y son apropiados para fuegos sólidos, líquidos y gaseosos, CLASES A-B-C, ya que funden recubriendo las brasas de una película que las sella aislándolas del aire.

Derivados Halogenados: Son productos químicos resultantes de la halogenación de hidrocarburos. Se comportan frente al fuego de manera semejante a los polvos químicos secos, apagando por rotura de la reacción en cadena. Se emplean en fuegos sólidos y líquidos, CLASES A y B.

  

Productos y

servicios

 

Aquí respondemos sus preguntas...

 

Línea de

proyectos